Pero piense el Gobierno que si España se le va de entre las manos, no podrá escudarse tras de una excusable negligencia. Cuando la negligencia llega a ciertos límites y compromete ciertas cosas sagradas, ya se llama traición.

José Antonio Primo de Rivera.
(F.E., núm. 15, 19 de julio de 1934)

martes, 27 de julio de 2010

SOBRE LA MODERNIDAD DE FRAGA.

Que -dice Público- está contra el aborto y lo critica afirmando que la sociedad española se ha vuelto muy súper moderna.
Este señor Fraga, que nunca ha sido muy inteligente aunque sí memoriudo, está empezando a perder lo que tenía: memoria.
Porque decir que el aborto es moderno significa desconoce realidades históricas como el antigüo Egipto, la Esparta envidiable pero salvaje, la Roma clásica. A aquellos siglos nos retrotrae el aborto: a los siglos de la barbarie. Nada extraño, si atendemos a otro espíritu bárbaro -la barbarie asiática y torva que definiera José Antonio- que es el que anima a los giliprogres.
Por otra parte, el señor Fraga se sitúa contra la ley pero defiende que no hay que derogarla.
Postura de la que espero -eso sí, sentado- tomen nota los votantes.

4 comentarios:

Soldado Vikingo dijo...

El aborto ha existido desde siempre.
Pero desde que están los socialistas en el poder es cuando se ha convertido en un "derecho".

Rafa España dijo...

Manoliño es el vivo ejemplo de modernidad. Siempre ha sabido estar a la última y a adaptarse a los tiempos.

Rafa España dijo...

Si no hay que ir muy lejos...

http://mi-libre-opinion.blogspot.com/2008/12/sobre-el-cuelgue-de-fraga.html

Old Nick dijo...

pobre don"Manoliño",debe tener la chochez de la edad por las nubes, desde que ya no pinta nada...
O quizás está tan acostumbrado a "servir a dos señores", que defiende las dos cosas a la vez...
No vaya a ser que los hiliprogres le acusen, como siempre, de "fascista".
Debería retirarse de una vez, el pobre...

Publicidad: