Pero piense el Gobierno que si España se le va de entre las manos, no podrá escudarse tras de una excusable negligencia. Cuando la negligencia llega a ciertos límites y compromete ciertas cosas sagradas, ya se llama traición.

José Antonio Primo de Rivera.
(F.E., núm. 15, 19 de julio de 1934)

viernes, 9 de octubre de 2009

SOBRE EL DIA DEL VETERANO.

video


No sé a quien se le ocurrió, ni quien se tomó el -buen- trabajo de hacer la presentación. Se que me llegó a mitad de septiembre por correo electrónico, procedente de un buen camarada que se apuntaba a la idea.
Y sé que, igualmente, me apunté a la idea, porque me parece bonito, me parece justo, me parece digno. Y porque me da la gana, suprema razón en este mundo de sinrazones.
Para facilitar la inclusión en los blogs, alguien -que si sé quien fue, pero no lo voy a decir- lo convirtió a formato de video. Sin encomendarse a nadie, porque se supone que en el ruego de difusión va implícito el permiso.
Y aquí lo tienen ustedes. Si, como espero, les parece digno de dedicarle unos cuatro minutos, véanlo. Si les trae recuerdos -como a mí- les resultara simpático; si no se los trae, no les molestará. Y si les molesta, ahórrense tiempo y váyanse a otro sitio, porque aquí se piensa y se cree firmemente que la mili no fue un tiempo perdido -aunque pudiera haber sido mejor aprovechado- sino un tiempo ganado en enseñanzas que nos ayudaron a plantarle cara a tantas cosas como la vida nos fue trayendo luego.
Y si -además de verlo- se lo quieren descargar en vídeo con mayor resolución, o en el pps original, aquí lo pueden hacer:

Publicidad: