Pero piense el Gobierno que si España se le va de entre las manos, no podrá escudarse tras de una excusable negligencia. Cuando la negligencia llega a ciertos límites y compromete ciertas cosas sagradas, ya se llama traición.

José Antonio Primo de Rivera.
(F.E., núm. 15, 19 de julio de 1934)

miércoles, 21 de marzo de 2012

SOBRE UNA PERSONA COHERENTE.

Imagino que muchos de mis posibles lectores ya habrán leído en Diario Ya esta entrevista al candidato de AES a la Junta de Andalucía; pero, por si acaso, se la transcribo.

Además, y aunque personalmente no le conozco, porque resulta que Gerardo Matarán es del mismo pueblo -Alcaudete, Jaén- del que procede mi familia; y esto del paisanaje, en España, siempre es un añadido favorable.

* * * * *

Ha abandonado el PP y se presenta a las elecciones andaluzas por unas siglas de carácter social cristiano

Gerardo Matarán:
"Tengo la tranquilidad de trabajar con un solo objetivo, el Bien Común"

Brevísima referencia personal: Gerardo Matarán Ferreira, natural de Alcaudete (Jaén), de 34 años de edad. Abogado de profesión desde los 26 años. El mediano de tres hermanos de una familia de clase media andaluza de padre profesor y madre ama de casa. Empecé en política en NNGG del PP a los 18 años donde alterné cargos en dicha estructura a nivel provincial con la secretaría del partido en mi localidad. En el año 2003 fui concejal por primera vez y reelegido en el año 2007, un año más tarde decidí dejar esta formación política y el cargo de concejal por diferencias insalvables con dicha formación política. Tras un periodo de reflexión conocí el proyecto de AES para España y mi inquietud y ganas de servir a la sociedad hicieron que decidiera dar un paso adelante y comprometerme de nuevo, ahora con la tranquilidad de saber que lo que defiendo y el partido que lo representa mantiene una actitud coherente con los principios y valores que nos hacen estar en política.

* * * * *

Redacción. Ha decidido abandonar el PP y presentarse a las elecciones andaluzas por unas siglas de carácter social cristiano.

1.- Tengo entendido que su andadura en política es anterior a su llegada a Alternativa Española, ¿cómo y por qué decide un día abandonar el Partido Popular para aventurarse en un proyecto nuevo como el de AES?

Como puede desprenderse de las breves líneas anteriores en las que hago referencia a los aspectos básicos de mi vida, siempre he tenido una inquietud o vocación hacia lo público. He sentido la necesidad de tomar partido por las cuestiones que en cada momento se suscitaban en la sociedad, tanto a nivel local, como nacional.

Empecé en política cuando AES no existía y la única referencia que tenía y con la podía coincidir ideológicamente era el PP (pero más bien el del año 1996 que con cualquier otro posterior).

Haber estado en un partido de los mayoritarios me ha servido para obtener experiencia y para conocer de primera mano los entresijos de la política “de partido” que en realidad es la política “para el partido”. El no estar de acuerdo con esta forma de actuar y no haberme plegado a ciertas cuestiones que hay que hacer porque “lo importante es el partido y la lealtad a líder” me hicieron preferir salir de la política a quedarme a cualquier precio. Sé que parece de tontos emplear estos términos pero son literales de cómo se hacen las cosas allí.

Cuando conocí AES percibí que había encontrado la coherencia que hacía falta para seguir y decidí dar el paso de afiliarme y comprometerme en la medida de mis posibilidades. Entendí el proyecto de Alternativa Española desde el primer día como si llevara en el partido toda la vida y dejé bien claro antes de seguir que me había ido de otro sitio por falta de coherencia y de democracia interna y que haría lo mismo aquí llegado el caso. A este respecto he de decir que continúo y creo que con eso es suficiente. AES no es como todos y aunque pueda parecer adulación lo cierto es que al estar de acuerdo en lo fundamental y saber qué es innegociable y qué no nos hace poder estar en política con la tranquilidad de trabajar con un solo objetivo el Bien Común, algo para nosotros esencial y posible en Alternativa Española.

2.- Alternativa Española es un partido que, entre otros puntos programáticos, tiene el de la defensa de la unidad nacional, ¿no le parece contradictorio esto con presentarse como candidato a la presidencia de la Junta de Andalucía? ¿Tiene cabida un partido anti autonomista como AES en un parlamento autonómico?

Esta pregunta es curiosa por lo que encierra. Desde mi punto de vista no es ninguna contradicción, es más, lo hago desde el ejercicio de la responsabilidad de quien siente la obligación moral de hacer lo que esté en su mano para evitar aún más el debilitamiento de la Nación y la Autonomía es un lugar más para hacerlo.

El estado autonómico es una invención de antes de ayer y, por tanto, no es el único posible ¿verdad?. Con anterioridad a 1978 España ha convivido perfectamente sin Autonomías y no pasaba nada de nada. Los españoles se levantaban por la mañana, salían de casa, se iban a trabajar, tenían sus familias, se independizaban a edades normales, estudiaban, se divertían, desarrollaban sus proyectos vitales…, yo diría que hacían cosas que con las autonomías hemos dejado de hacer…

Pero es más, incluso desde un punto de vista legislativo las Autonomías han ido creando diferentes legislaciones autonómicas y desarrollos estatutarios que cada vez más se han prefabricado en la propia autonomía y luego las han bendecido los partidos mayoritarios (PP y PSOE) en las Cortes Generales, es decir, han privado al pueblo español de su soberanía y lo han hecho desde dentro, desde la Autonomía. Aquí en Andalucía tenemos el ejemplo impagable de Don Javier Arenas capaz de llamar sin despeinarse a Andalucía “realidad nacional”, hacer un estatuto tan inconstitucional como el Catalán o el Valenciano, pasarse el día loando a Blas Infante, y no tener un minuto para visitar la tumba de los Reyes Católicos o para poner el himno nacional ni en un solo acto de su partido.

Pues bien, frente a esto estamos nosotros. Queremos desde dentro devolver al pueblo español su soberanía. Y no lo vamos a hacer de cualquier manera; aceptamos el sistema actual y como diría aquel, de la Ley a la Ley hasta que consigamos la verdadera y principal reforma estructural que necesita España, la reforma de su actual estructura y esto pasa por la superación y supresión del Estado Autonómico por un Estado Nacional, con una administración periférica eficaz y eficiente.

Por último tan solo una reflexión. Actuamos con un profundo amor a España. Lo hacemos desde el respeto a la legislación y a nuestros principios y en ellos no hay nada ilegal; luego si los enemigos de España y de la libertad están en las Cortes Generales y Autonómicas, ¿cómo no va a estar AES en todos los órganos de representación?

3.- El lema elegido para la campaña de Alternativa Española para las elecciones autonómicas es: BUENO PARA ANDALUCÍA, NECESARIO PARA ESPAÑA. ¿Podría esbozarnos cuales son las propuestas de AES para Andalucía y en qué se diferencian de otros partidos como el PSOE, el PP o la emergente UPyD?

Esta pregunta más que para entrevista es para tesis doctoral, por lo extensa, y en parte la he contestado con la pregunta anterior. En cualquier caso le diré que lo más importante del mensaje y de la actuación de AES está en sus puntos programáticos que crean el marco perfecto para el desarrollo del resto de actuaciones políticas.

La defensa de la Vida, de la Familia, de nuestras Raíces Cristianas y de la Unidad Nacional es el tronco que nos ancla en esta tierra y a partir de ahí coherencia y responsabilidad. Su respuesta queda contestada, frente a los partidos de la encuesta demoscópica y lo que nos dé más votos, AES es un partido de principios y valores innegociables al servicio del bien común.

Entrando algo más en el fondo es evidente que ningún partido que ha creado el bodrio autonómico pide su fin; para ellos antes servirse que servir, y ningún partido que no siente la necesidad de devolver la soberanía al pueblo español va a profundizar en la necesidad de cambiar la relación con la Unión Europea y fijar de nuevo la Europa de los Estados Nacionales renegociando tratados europeos claramente perjudiciales para el campo y la pesca en Andalucía.

Ningún partido excepto AES habla abiertamente de eliminar la administración de las subvenciones y la cultura que lo sustenta por una administración de apoyo crediticio a emprendedores y una cultura del esfuerzo, la superación y el conocimiento.

No quiero pasar por alto que excepto AES todos los demás apuestan por el adoctrinamiento estatal. Unos de una manera y con unos contenidos y otros de otra, pero solo AES propone eliminar las asignaturas doctrinales y devolver a las familias y a los padres su responsabilidad y obligaciones morales con la educación de sus hijos.

Ahondar en cada punto de nuestro programa sería objeto de una entrevista en exclusiva y yo lo único que puedo hacer es ofrecerme para las que tengan a bien realizarme no sin antes referirme a una cuestión básica. Con AES el aborto volverá a ser tratado como el crimen contra la vida que es y no permitiremos que de la administración pública vaya destinado ni un solo céntimo de euro a la cultura de la muerte. En esto también hay una gran diferencia con PP, PSOE y UPyD.

4.- Para terminar, dada la situación extrema que sufre Andalucía con el paro, desigualdades, corrupción institucional, etc. ¿no tiene una dificultada añadida para un partido nuevo el peso del voto útil al PP? ¿Por qué tendrían que dar su voto a una candidatura nueva como AES en vez de apostar por otra opción?

Por que el voto útil se ha demostrado el voto más inútil y el que ha llevado el país al mal absoluto.

Tras más de 30 años de autonomías y bipartidismo no existe un único responsable de la actual situación, el PPSOE, como yo lo llamo, es corresponsable, es culpable de lo que nos ocurre. Su alternancia y el realizar políticas prácticamente iguales, siempre en manos de la encuesta y del nacionalismo es clave para entender lo que está pasando.

Votar PPSOE es votar más de lo mismo. Es repetir la historia y sobre todo es dar el voto al responsable del fracaso. En mi opinión es un mal asunto.

Votar AES es votar un cambio real. Es votar políticas transparentes con referentes claros, sin medias tintas. Votar AES es votar una opción Buena para Andalucía y necesaria para España.

Muchas gracias por esta entrevista y espero que no sea la última.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Muy de acuerdo que apoyen a este partido. Ya estamos muy hartos del bipartidismo PSOE - PP, que son más de lo mismo. Necesitamos un partido como este que defienda los principios innegociables: la vida, la moral, la unidad de España. Quiera Dios que la reconquista empiece ahora por Andalucía.

Ocón dijo...

Me encanta, si no fuera porque es abogado... xD, le daría un 10. Como digo del curro; que es bueno haber pasado por parado, empleado y empleador para 'ser mejor' las tres cosas, pues qué bien que este señor conozca al PP por dentro...
Destaco:
"...de la Ley a la Ley", "Actuamos con un profundo amor a España. Lo hacemos desde el respeto a la legislación y a nuestros principios y en ellos no hay nada ilegal; luego si los enemigos de España y de la libertad están en las Cortes Generales y Autonómicas, ¿cómo no va a estar AES en todos los órganos de representación?","Ningún partido excepto AES habla abiertamente de eliminar la administración de las subvenciones y la cultura que lo sustenta por una administración de apoyo crediticio a emprendedores y una cultura del esfuerzo, la superación y el conocimiento".
('Peligrosísimos', ya digo, estos ultras, jeje)

¡Ánimo!, creo que muchos somos los que estamos planteándonos seriamente acercarnos más y más a sitios así. (Conozco, creo, las carencias de UPyD pero de momento no me animo a coger otra papeleta). Veremos, pero sería una maravillosa noticia ver a AES (o similar) 'dando la nota' entre los culocómodos del 78.

Saludos

Rafael C. Estremera dijo...

El problema, es que AES o cualquier otro grupo similar no llegará nunca al Congreso mientras quienes comparten las ideas voten a otros partidos por la razón que sea.

¿Cuantos que coincidan con AES -que no es mi ideal, pero si mi opción hoy por hoy- habrán votado al PP como mal menor o voto útil, precisamente por pensar que AES no iba a sacar escaño? ¿Y cómo lo va a sacar, si quien comparte sus fundamentos vota a otro?

Así siempre estaremos en lo mismo, y ahí tendremos la "utilidad" del "mal menor": el trabajo pura mercancía; el empresario, haciendo rebajas a los manirrotos de la administración si quieren cobrar; todos -salvo los de siempre- pagando más impuestos y mayores precios; los sindicatos del sistema, exprimiéndonos a todos; los etarras, cerquita de casa o en la calle...

A mi, ya te lo he dicho, me gustan bastantes cosas de UPyD; hay, sin embargo, otras que me distancian irremediablemente.

Rafael C. Estremera dijo...

Como parece que Blogger vuelve a hacer de las suyas, y elimina los comentarios por su cuenta, copio el de Ocón que -gracias a Dios y a una mínima previsión- sí me ha llegado por correo:
_____

Lo sé, y lo comprendo, Rafael(lo de UPyD).

Más rabia da lo otro que dices pues no hay votos más inútiles que los que ya han demostrado reiteradamente su inutilidad.
Ocurre que imaginar a ZP o RuGal otros 4 años resulta insoportable y se opta por el PP.
Ya sabía LACASTA lo que se hacía cuando empezaron y se repartieron el pastel.

Los votantes de UPyD hemos tenido más moral y sangre fría. Yo no me veía salvándome de uno votando al otro (pero también esperaba/deseaba que el PP arrollara al PSoe, para qué negarlo)

Rafael C. Estremera dijo...

Precisamente por esta razón de sacudirse al PSOE, tan patente, los posibles votantes de otras opciones deberían haberse dado cuenta de que su voto no era tan trascendente y podían darlo libremente.

En todo caso, hubiera sido igual: ya se han ocupado de prohibir la concurrencia a las elecciones de todos los que no estén ya en el chiringuito o tengan infraestructura -subvencionada, claro- para sacar no se qué porcentaje de avales sobre el censo de la provincia.

Anónimo dijo...

Arturo dice: Ya que hablamos de problemas, el mío es más sencillo que otros a la hora de decirlo y no hacer futuribles: Es que no me gusta España. Y por eso me duele, como a tantos. Si la Patria no te duele vota a todos los que andan merendándola. Pero si no deja de abrasarte, ponte en pie y habla.

Robsy

Para Ocón en especial: los que llamas culos y no se qué mas, antes se llamaban (en los años treinta) Pancistas, que es más corto. En fin, que las palabras pueden ser buenas pero no sabrás si son ciertas, de modo que haz lo que muchos:exige que el amigo sea amigo y que el enemigo lo diga.

Publicidad: