Pero piense el Gobierno que si España se le va de entre las manos, no podrá escudarse tras de una excusable negligencia. Cuando la negligencia llega a ciertos límites y compromete ciertas cosas sagradas, ya se llama traición.

José Antonio Primo de Rivera.
(F.E., núm. 15, 19 de julio de 1934)

lunes, 29 de noviembre de 2010

¡GATILLAZO! (Por Eloy R. Mirayo.)

Estos últimos días hemos asistido, entre otras cosas, a la campaña electoral en las provincias catalanas para el gobierno de la Generalidad.
Vista la campaña de algunos partidos, más que la llamada a participar en las elecciones locales, parecía una invitación a erecciones generales, ya que las imágenes, además de verse en Cataluña, también se vieron en el resto de España. Hoy, a las 23 horas, ya sabemos los resultados de tan irregulares comicios. Todos recordamos el video de la señora Nebrera, muy sugerente, envuelta en una toalla de baño, como acabada de salir de la ducha, después de ir sembrando el suelo con las prendas de vestir más íntimas. También estará en el recuerdo de todos, el video del PSC en el que una señorita con cara de estar poca “atendida”, trataba de alcanzar un orgasmo, o dos, metiendo y sacando el sobre con su voto por la rendija de la urna, mientras que las señoras que la estaban mirando ponían cara de pedir lo mismo. Lo siento por ti, moza, tu “doncel”, el charnego Montilla, a pesar de sus palmeros, el señor “X González” y el, en breve expresidente del gobierno de España, señor Rodríguez, ha pegado un gatillazo de órdago a la grande. Insisto.
Lo siento por ti, moza de tan escaso amor, tu “doncel”, con carita de sacristán, te ha dejado con las bragas en la mano y sin comerte una “rosca”; mientras él, dolorido en el lomo, se refugiara en la oposición, entreteniéndose en contar los euros del “subsidio” que le quedará por sus dos legislaturas.
Me alegra tanto la marcha del ciudadano Montilla, como me apena la llegada del candidato de CIU, el señor Más. Por cierto, engañoso apellido, ya que el buen hombre es de corta talla (entre nosotros, esto es una maldad que me permito, desde mis 175 centímetros).A partir de la toma de posesión de su cargo, parece ser que, como primera disposición, mandará prender por los Mozos de Escuadra, a todos los ciudadanos del resto de España, que según se decía en el video de CIU, le quitábamos a los catalanes las carteras. Pero lo que yo creo que debería de hacer, es reunirse con los otros seis enanitos e ir a buscar a Blancanieves.

Eloy R. Mirayo.
Posdata. De todas las formas que se mire hoy, es un malísimo día para España mi Patria.

4 comentarios:

JOSE MANUEL (LOBO_IBERO) dijo...

“En estas elecciones votad lo que os parezca menos malo. Pero no saldrá de ahí vuestra España, ni está ahí nuestro marco. Esa es una atmósfera turbia, ya cansada, como de taberna al final de una noche crapulosa. No está ahí nuestro sitio.”

José Antonio Primo de Rivera

...Sin mas comentarios.un cordial saludo, como siempre Camarada.

¡¡¡ARRIBA ESPAÑA!!!

Juanito Maravillas dijo...

Pues que te den, guapo.

Rafael C. Estremera dijo...

¿Qué pasa Juanín, que a ti ya te dieron y te gustó?

eloy. r. mirayo dijo...

Hoy aparezco aquí, en casa de mi camarada Rafael C Estremera, para comentar un suceso que, seguramente conoceréis, pero no en tanta profundidad como yo la conozco. Por ese motivo, y porque no soy capaz de guardar un secreto, os voy a desvelar todos los entresijos de tan rocambolesca historia: sucede que ayer han robado unos individuos encapuchados, en una nave situada en un polígono industrial de Getafe, un camión cargado de obras de Chillida, Tápies, Botero, Botero, Julio González, Antonio Saura. Valorados en unos cinco millones de euros.
¡Qué audacia! Dirán los que no han seguido, como yo, la historia. Seguramente alguno de vosotros, los que tenéis el acierto de visitar esta casa de Rafael, también considerareis que este suceso es un ejemplo de audacia y de planificación para hacerse con esas obras de arte. Pues no. No ha sido un trabajo bien planteado para hacerse con un botín concreto. El robo de las obras de arte en cuestión, ha sido una casualidad. Los ladrones iban buscando algo de un valor fácilmente contrastable, seguramente cable de cobre.
Me cuentan quien tiene un conocimiento exacto de lo que ocurrió al principio y de lo que siguió ocurriendo que, cuando los ladrones, lejos del lugar del robo, descubrieron lo que el camión tenía en su barriga, se llevaron un profunda decepción. Los tres ladrones se miraron desconcertados y el que parecía el jefe, encarándose con el que condujo el camión, le espetó de muy mala manera, en francés (no sé si en francés correcto, porque yo no sé francés):”he tú, garsón, seir buplé, ques que sé, esto ser une merdé”.
Otro de los ladrones, el más alto, para poderles distinguir, jurando en arameo, parece ser que gritó: “joder tíos, hemos robado el camión de la tramoya de una verbena de pueblo”
“Pues yo creo (comenzó a hablar el tercero que, para ser reconocido les diré, que es bajito, gordo y calvo, después de cavilar durante un buen rato) que lo que hemos robado es un camión municipal, de los que van recogiendo trastos viejos e inservible, por las calles de este pueblo”.
Estos comentarios se han producido esta misma mañana y en uno de esos momentos silenciosos en los que todos los presentes están esperando que haya a quien se le ocurra algo, el bajito, gordo y calvo dijo: "me voy a comprar el periódico”. Y fue entonces cuando se enteraron que aquellos horrores, eran obras de arte de las mejores firmas contemporáneas españolas. Mi sobrinillo Pedrito, un chavalín de cuatro años, esta mañana viendo las fotos que han salido en la prensa, se pego un susto de órdago a la grande y se puso a llorar durante un buen rato.
Los propietarios de las obras en cuestión están tranquilos porque saben que la Brigada Provincial de Policía Judicial de Madrid, se ha encargado de la investigación del robo. Ellos temían que fuera encargado a la policía del caso “faisán”

Publicidad: